Llull

Nuestro cliente buscaba una propiedad, no sólo para vivir, sino también para obtener un alto rendimiento. Sabían que, en algún momento, querrían alquilarlo. Más importante aún, la casa tendría que evocar inspiración, ya que la intención era convertirla en el espacio abierto artístico de su familia.

Una cosa también estaba clara para la familia: ellos querían que fuera en el corazón creativo de la ciudad: Poblenou.

El equipo de Ahead se puso a trabajar y encontró un lugar extraordinario, que le concedió a la familia todos sus deseos. En el corazón del Poblenou Ahead encontró un espacio luminoso con claridad natural y totalmente versátil para satisfacer las necesidades de la creatividad de la familia.

La nueva casa, de 180m2, se dispersó en un antiguo taller industrial, con grandes ventanales que convirtieron el espacio en un entorno diáfano. Además, el estilo industrial de esta antigua fábrica se reflejaba en los ascensores y en las escaleras de incendios, asemejándose así a un loft de Brooklyn.

Finalmente, en colaboración con Jordi & Sky arquitectos y estudio de interiorismo, se dedicaron a personalizar el espacio tal y como ellos querían, de la mano del equipo de Ahead.

Hoy en día la familia disfruta de su espaciosa conversión de loft que responde exactamente a las necesidades de lo que se proponen conseguir: un lienzo en blanco en el Poblenou.

Fotos cortesía de: Salva Lopez